Bienvenidos a Weleda Chile

Noticias

Arma tu rutina de limpieza facial

Si queremos tener un cutis sano es fundamental limpiar e hidratar diariamente la piel

Durante el día, se van depositando en el rostro suciedades que perjudican la salud de nuestra piel, creando una capa de impurezas. Por eso es necesario realizarse una limpieza facial dos veces al día para barrer las células muertas, corregir la dilatación de los poros y mejorar así el aspecto del cutis. La nueva línea de Limpieza Facial de Weleda deja la piel preparada para recibir los tratamientos posteriores. Está formulada para todo tipo de piel y es compatible con todas las líneas faciales Weleda. El Hamamelis, su componente estrella, posee una acción astringente, flebotónica y antiinflamatoria; mientras que el aceite de sésamo y jojoba biológico cuidan y protegen la piel del resecamiento.

-DALE A TUS MAÑANAS UN EFECTO FRESCANTE
Tómate 3 minutos a la mañana para hacerte una limpieza facial que devuelva a la piel el equilibrio hidrolipídico. Aplica la Leche Limpiadora suave en cara y cuello con las yemas de los dedos, evitando la zona del contorno de ojos. Retira con un algodón húmedo o agua tibia. Después, aplica la Loción Tónica vivificante para cerrar los poros y purificar la piel. Si estás muy apurada, puedes usar la Loción Limpiadora 2 en 1, que limpia y tonifica en un solo paso. Finalmente usa la crema de día apropiada para tu tipo de piel y sal a enfrentar el día!

-TERMINA EL DIA RENOVADA
Antes de irte a dormir, es importante hacerte otra limpieza de cutis, para liberar la piel en forma suave y barrer restos de maquillaje y otras impurezas que se hayan acumulado a lo largo del día. Luego de la limpieza aplica la crema de noche de la línea acorde a tu tipo de piel: Iris, Rosa Mosqueta o Granada.